20 enero 2017

Noche tan blanca.

He estado a punto de decirlo, pero me callé. No porque alguien me hubiera hecho caso, que no. En definitiva no soy más que un cuasi ciudadano (ser ciudadano implica derechos que no tenemos) sin influencia personal y evidentemente sin poder social. Pero por decirlo, estuve a punto. Algo así como: "Dicen que viene temporal, a ver si somos previsores y no se cortan carreteras ni comunicaciones". Sin embargo, por contra, me dije: "Ya pasó otra vez, no volverá a pasar. No es posible en un país tan magnífico como el nuestro". 
Pues hete aquí que la gente ha pasado la noche entera en trenes, camiones, coches, áreas de servicio (quienes tuvieron más suerte) muerta de frío y sin comida. Nada, que no escarmentamos. Decir que el tiempo es un imponderable es decir un palabro inútil. A grandes males previstos grandes remedios disponibles, pero nadie cree que las cosas sucedan un año y otro también. Será porque siempre hay quien desafía con aquello de "¿frío? Cuando yo era pequeño si que hacía frío". Pues eso, que la gente se ha quedado colgada una vez más. Nada nuevo en Expaña donde cobramos la energía como si viviéramos en Potosí.

11 enero 2017

La prueba del nueve.

Si no sale
la prueba del nueve
acaso es mejor el tachón,
el borrón y cuenta nueva.
Emborronar el papel,
remarcando allí y acá
no sirve de mucho
si quieres multiplicar
Usa los dedos
-si puedes-,
más si no cuadra la cuenta...
Debes mover sumandos
o dejar de hacerla.
A veces hay que hacer
-como me dijo mi padre-
borrón y cuenta nueva.
tachar la hilera de pensamientos.
Enmendar y remedar
no te traerá
nada más.

El que vale, vale.

Me ha gustado mucho que una figura literaria de reconocidísimo prestigio, como Álvaro Valverde, haya pedido el reconocimiento local y autonómico para otro grande de la literatura. Me ha gustado mucho porque en esta parcela local y en este país, reconocer y valorar los méritos de otros es una rareza extinta. Lo normal es abusar del trabajo ajeno y encima criticarlo. Podrá argüirse que son amigos de hace tiempo, pero eso en lugar de envilecer da mayor valor aún porque encontrar dos verdaderos amigos dentro de una misma profesión es casi un milagro. Ya lo dicen en estas tierras: "Camino que cogen dos y una amistad verdadera no lo busques en La Vera ni aunque te lo mande Dios". Lo mejor ha sido la reacción que todos hemos tenido ante la carta abierta del poeta. El aplauso ha sido unánime incluso desde el Ayuntamiento (Álvaro se ha adelantado por poco). Salvo un asiduo columnista extraoficial de El Periódico, quien afirma que si pregunta a diez placentinos ninguno de ellos conoce a GHB, el resto sabemos que el autor de La Paradoja, es reconocible fuera de nuestras fronteras Hispanas y ya iba haciendo falta un reconomimiento local.  Dejarlo para mañana es una insensatez.

08 enero 2017

El Euro y la madre que lo parió.

Andan ahora los tertulianos y medios hablando del euro y de lo que éste ha encarecido la vida. Debe ser que la crisis económica que todos padecemos no les ha tocado a ellos hasta ahora, porque eso de que el euro ha encarecido las cosas lo sabemos los sujetos normales desde el día 1 de enero de 2002 que fue el primer día en que acudimos a los cajeros a sacar dinero oficial. Mal debe de andar el euro cuando sin haber llegado a una boda de plata anden ya estos seres mediáticos dando valor a la noticia de su valor. Ayer lo hablaba con un pequeño empresario (esos que a pesar de todo mantienen a flote la empresa y la superimpresionante economía de Expaña) que es casi un milagro llegar fin de mes. No ya ganar dinero, sino no tener deudas. Lo es. ¿A cuántos conoces tú que consigan ahorrar con su nómina? Yo a pocos, solo se salvan las parejas cuyo sueldo no se ha visto afectado por el boom del empleo que padecemos. Mientras tanto nuestro país crece como ninguno de la zona euro. Debe de ser que, como cuando Franco -y así lo estudiaba yo- estamos en vías de desarrollo y pronto todo será mejor.

06 enero 2017

No hace mucho tiempo.

He visto cosas que vosotros no creeríais... Más allá de la famosa frase de Roy Batty y del miedo que me da el hecho de que estén preparando una secuela, es cierto que he visto fumar, en consulta, a mi médico, o he viajado en avión fumando todo el pasaje, luego solo un grupo en la cola del avión, luego sólo en el libre espacio aéreo. Al final nada. El uno de enero hizo seis años de la prohibición de fumar en bares, una prohibición a la que algunos hosteleros -demostrando su gran sabiduría- se oponían frontalmente, incluso algunos políticos -demostrando también su inteligencia- les apoyaban. Hoy en día no ha pasado nada, y aún seguiremos avanzando en esa prohibición, seguro, sobre todo para que se cumpla al cien por cien. Pero lo que vosotros no creeríais es que hubo un tiempo, no hace mucho, en el que la gente (todos) comprábamos y escribíamos tarjetas de navidad. Incluso, he conocido, como merced a la cantidad inmensa de envíos que se producían nos solicitaban que se enviaran antes, escribiendo en ellas en letra clara, PARA NAVIDAD. No hace mucho, una mil millonésima parte de segundo en el tiempo total de la humanidad. Nada. ¿Quién se acuerda de eso y quién ha mandado o recibido una tarjeta navideña? Nota: las pocas publicitarias que algunas asociaciones o partidos envían no cuentan.

04 enero 2017

UCAV en Plasencia (una opinión).


Ha surgido, no se sabe bien de dónde, la idea de que la Universidad Católica de Ávila está interesada en abrir una Universidad privada en Plasencia, precisamente en un edificio donde hace ya muchos años, las chicas estudiaban para hacerse maestras de la Iglesia, título que posteriormente habían de convalidar para el Estado mediante un examen. Curiosamente es ahora, una Universidad Católica, como casi todas las Universidades Privadas que están creciendo en España en los últimos años, la interesada en devolver dicha carrera a Plasencia.
Estudiar magisterio en Plasencia ha sido un anhelo de muchos a lo largo de los años. En dos ocasiones la Directora de la UNED ha anunciado a bombo y platillo que se impartiría en esa Universidad en el próximo curso, pero en dos ocasiones los hechos han desmentido sus palabras y la algazara general que tal noticia despertó acabó en un vacío. Da temor pensar que estos nuevos anuncios con la UCAV queden al final en titular de las noticias locales.
Construir una Universidad Privada no es tarea fácil, amén de los dineros que hay que invertir se precisa alumnado dispuesto a pagar las carísimas matrículas que tales centros ostentan, aunque evidentemente ese no parece ser el problema en nuestro país ya que cada año miles de estudiantes se matriculan en las diversas carreras que tienen las Universidades Privadas. Asunto distinto es el nivel académico y profesional que la enseñanza privada universitaria tenga. Eso, es lo que parece analizará la UEX. Ella y la Junta realizarán su dictamen otorgando el Nihil Obstat (o no).
Si al final todo sale bien será una gran noticia para Plasencia y frente a las reticencias de algunos por ceder edificios a Instituciones privadas hay que decir que esa práctica es buena en tanto en cuanto permitirá que los edificios no acaben en ruina y abandono. Ejemplos de ese tipo de edificios ya tenemos bastantes aquí, desde el Conventual San Francisco hasta el futuro Palacio de Congresos. Una ciudad endeudada como la nuestra no puede permitirse el lujo de palacios, sean antiguos o modernos, vacíos. Ójala estos anuncios no queden igual de vacíos en el futuro.

02 enero 2017

Un país imposible.

Un país que mira las campanadas por ver si una nena viste un vestido con más encajes que el que lució el año pasado. Un país que crece en pobreza cada día mientras los ricos son cada vez más ricos. Un país que no ha sido capaz de crear una ley consensuada de educación. Un país que se felicita porque su producto interior bruto dependa del turismo. Un país en el que los investigadores se van a trabajar fuera porque aquí no hay trabajo para ellos. Un país del que han emigrado dos millones de personas. Un país que no ha sido capaz de condenar a quien asestó un golpe de Estado. Un país donde la mayoría religiosa odia al Papa y donde la política se tiñe de religión. Un país cuyos programas de máxima audiencia son los que tratan de asuntos de cotilleo de famosillos de tres al cuarto. Un país que prohíbe que se pueda aprovechar la abundante energía solar que posee y que será condenado por el resto de los socios del club al que pertenece igual que ya ha sido condenado por favorecer a los bancos, por favorecer a la SGAE, en definitiva por ir contra la propia gente que lo habita.Un país que piensa que es lo más. Insuperable. Inimitable. Inigualable. Ina, Igrande, Ilibre.

26 diciembre 2016

Ausencia /24-25/

(Circunstancia de estar ausente o de no existir alguien en determinado lugar.)
Ya pasó.
Te mentiría si te dijera
que no he llorado
ni echado de menos.
No me engaño,
mi tierra ha estado seca
y he derrochado tiempo
esperándote en balde.
Mentiría si dijera:
Nada me turba sin ti.
¿Quién puede encontrar a Dios
en los pucheros si tú no estás a mi lado?



19 diciembre 2016

Quisiera desearte Feliz Navidad.

Quisiera desearte Feliz Navidad, pero no es tan sencillo. A ti, sí, claro, siempre me has apoyado y has estado cerca de mí, pero es difícil desear Feliz Navidad a quien ahora tenga un ser querido en el Hospital, o a quien esté pasando por fases terribles en su vida, a lo peor sin trabajo o sin ingresos trabajando, que es mucho más terrible.
Quisiera desearte Feliz Navidad pero no es fácil, lo mismo no crees en estas fechas y las odias por lo falsas que suelen ser. Tal vez te pasó algo horrible ¿quién no ha perdido un ser querido cerca de estas fechas... en enero, o en junio, da igual, siempre habrá una silla vacía. 
Quisiera desearte Feliz Navidad y también la Paz, a ti que me has hecho daño, que me has engañado o a ti, a quien tal vez he hecho mal sin querer hacerlo, pero es que la vida se construye y se destruye continuamente y a veces no podemos hacer más que no morir por no dejarnos morir. 
Quisiera desearte una Feliz Navidad también a ti, a quien ahora estás muerto de hambre y de frío, en Siria, o en cualquier país en guerra, incluso en guerra no declarada pero que asesina a diario a la gente que no tiene para poder vivir. 
¡Y es tan difícil desearte así Feliz Navidad!
Solo queda la esperanza de que el año que viene podamos seguir siendo amigos de quienes nos han ayudado, que podamos no tener Hospitales ni enfermos, que no nos queden más sillas vacías. La esperanza de que no vuelvas a hacerme daño, ni a engañarme o maltratarme, de que no haya más guerras ni siquiera en casa. 
¡Y es tan difícil soñar con eso! No voy a engañarte con cuentos navideños. 
Quisiera desearte Feliz Navidad. Trata de construirla como puedas o como sepas y haz que todo sea mejor. Yo lo voy a intentar. Ayúdame.

16 diciembre 2016

Montar un belén.

En casa siempre montábamos el belén, el físico antes, pero el de verdad ocurría la noche del 24 de diciembre cuando nos juntábamos todos a cenar con una excelente coartada que no admitía otra opción: Ella hacía los años justo en ese día. El belén se armaba por motivos diversos en un plis plas, una mesa grande hecha de tablón, búsqueda de sillas y taburetes por habitaciones (cada año necesitábamos más) y luego los temas de intendencia, que si la carne, que si el pescado que si la maravillosa sopa de almendras que no dejaré de recordar toda mi vida... También se armaba un belén ideólogico porque en casa no eramos de fútbol, así que la religión o la política siempre salían a los postres y el debate era intenso. En alguna ocasión se concertó no montar ese belén, pero era casi inevitable. En casa se nos educó en la religión verdadera y, por tanto callarse como putas ante injusticias sociales no entraba en el menú. Luego pasan los años y la vida y los belenes cambian. Cruzo los dedos por mi belén de este año y te deseo que montes el tuyo con esmero.

15 diciembre 2016

La cosa no da para tanto.

No soporto esas caras de felicidad en el Anuario, es imposible ser tan feliz. No es lógico vivir tan bien, comer tan bien, viajar tanto, disfrutar tanto (¿qué me he perdido?, ¿qué se me ha escapado que no controlo?)... como si la vida no fuera lo que es: Un valle de lágrimas (decía siempre mi madre), un espacio doloroso en el que hay algún momento alegre. No es posible ser tan flower power porque todos tenemos familia, enfermedad, dolores, miedos y temblores. Es la vida. Quizá aún no hayamos crecido y sigamos en un mundo ideal (como dice la canción de Disney). Tal vez algunos solo se presentan en facebook cuando están alegres, pero los hay en una continua explosión de felicidad, no ya diaria sino horaria. Tal vez sea solo mentira, porque, aunque es verdad que ni tú ni yo podemos quejarnos de la vida, la cosa -sinceramente- no da para tanto. Me dice un amigo que la pareja que más discute en su bloque es la que más fotos de amor publica. Contigo para siempre. Feliz como el primer día.