02 junio 2018

Vive antes de que sea tarde.

No soy médico, pero observo que muchas enfermedades son la manifestación de un proceso psíquico que está desmoronando a esa persona por dentro. La ciencia ha estudiado cómo algunas enfermedades muy graves surgen un par de años después de haber atravesado graves problemas personales (emocionales, laborales, económicos...) y no es infrecuente ver que gente que tiene el corazón dividido acaba sufriendo infartos o cómo lo que digerimos mal en nuestra vida al final se transforma en problemas de colon. Muchos accidentes de tráfico no son más que suicidios. Lo sabemos ya, hace tiempo, pero lo callamos.
Es como cuando se decía que los niños tras enfermar crecían, y la realidad es que al crecer física y psicológicamente enferman. El cuerpo siempre reacciona a lo que nos sucede por dentro pero de esto se habla poco porque la medicina es aún demasiado fisiológica y porque supondría cambiar todos los esquemas del modelo de salud. Muchas veces la gente acude al médico porque ha somatizado lo que no puede expresar verbalmente. Si te paras a pensarlo verás que tengo razón. Tú conoces casos, lo mismo lo estás viviendo dentro de ti. No esperes más. Pon remedio a tu vida antes de que se deteriore. A veces es abandonar un trabajo, otras una relación, la mayoría de las veces es hablarlo, con tiempo, pausadamente y poniendo sobre la mesa las cartas con las que estás jugando. No esperes a que sea demasiado tarde. Vive. 

No hay comentarios: