22 noviembre 2011

Hasta el infinito

Es una experiencia esperada, pero no por ello deja de ser una experiencia novedosa que te agarra desde dentro y te da un revolcón -pensó Zerep. Ahora llamas al alto mando planetario y te responden. Inmediatamente -añadió.
Apretó el botón de hipervelocidad y se adentró en el porvenir.