07 mayo 2016

Cara o cruz.

M.J. en memoria
Cara.
Me dijeron que vendieron
los libros en un saldo
sinsentido.
Todo el arte por cuatro perras,
la psicología por unas monedas.
Por qué no vas
-me dijeron-
algo encontrarás.
¿Y encerrar tu espíritu
tras las ventanas de mis estantes?
Me dijeron que vendieron
tu esfuerzo en cuatro días,
tu llanto, tu (poca) risa,
que cambiaron tus papeles
por europapeles
que trasplantaron tu ser
después de no poder ser trasplantado
ni salvado.
Y encerrar tu espíritu...
¡No tras mis estantes!
Cruz
No temas,
casi toda está conmigo,
cuidada, ordenada, llena de vida...
Nada de repartos insensatos,
una (casi) completa unidad.
Lo que la ayudó a crear materia
y pensamiento.
A mi lado, a salvo,
escoltado por la guardia imperial
de mis otros libros artesanos.