09 febrero 2012

Emociones

Dice Ekman, en su libro Emotions Revealed, que tiende al llanto porque tuvo una experiencia dolorosa hace años, una operación o similar que de algún modo le marcó. No quiero enmendar la plana a quien nos hizo entender las emociones y su carga genética y sabe más que yo (por supuesto). Pero yo, de lágrima fácil, que he tenido la suerte de no pasar aún por experiencias dolorosas o quirúrgicas, siento la empatía, de modo líquido, cada vez que alguien me ayuda o me cuenta como ayuda a alguien. Cada vez que percibo que el ser humano es capaz de acciones grandiosas. Lo saben quienes me tratan y con la edad va en aumento -en esto sí que me adhiero a las teorías educativo-sociales.