14 marzo 2010

El Mochuelo

"Y se retiró de la ventana violentamente, porque sabía que iba a llorar y no quería que la Uca-uca le viese. Y cuando empezó a vestirse le invadió una sensación muy vívida y clara de que tomaba un camino distinto del que el Señor le había marcado. Y lloró, al fin"
La muerte traerá, de seguro, además de beneficios empresariales a editores y demás, nuevos lectores. Deposito en las manos más pequeñas de casa el libro con el que conocí a Delibes.