30 diciembre 2009

Agradeciendo a Kipling

Permitidme, que sin ser yo propenso a las efemérides, recuerde sin embargo que, tal día como hoy nació Rudyard Kipling a quien probablemente le debo cierta aficción a la lectura gracias a su "The Jungle Book" que primero fue un cuento infantil, más tarde una edición de bolsillo de Alianza -¡qué sorpresa descubrir por primera vez tantas diferencias con la lectura infantil!- y posteriormente algunas versiones más, (a veces soy bibliofilo) entre ellas, una de 1950 en inglés comprada en Portobelo Road (que como propósito leeré una vez más al inicio del 2010). Tal vez para la generación de mi hija Harry Potter sea un día lo que es para mí este libro pero lo dudo, aún reuniendo valores, su magia no es tan natural como la de Akela, Kaa o Rikki-Tikki-Tavi.