18 noviembre 2009

Agujeros

Nuestros padres querían salir del pueblo, nosotros de la región (por entones no existían las CC.AA.) y nuestros hijos de España. En todos los casos se aduce idéntico motivo (nivel profundo del mensaje, que dicen los sicolingüistas) aunque su expresión difiere según el mundo compartido en cada momento temporal (nivel literal, que dicen los ya mencionados) Nuestros padres no decían, por ejemplo, que su pueblo era el culo del mundo, pero se iban igualmente. Hoy los chicos dicen eso y más. Ir a la ciudad era antes el objetivo, hoy es vivir en Berlín o Nueva York. Esto es un agujero, cuentan. Afortunádamente no es negro, pienso yo, de serlo no saldría de la ibérica ni la luz.