28 julio 2009

Hablar por hablar

Hoy dos novísimos descubrimientos propician sendos estudios. El primero dice que los divorciados enferman más. El segundo que las dietas son un camino de riesgo para la anorexia y bulimia. ¡Ah!, la falta de noticias hace que se repita lo ya sabido hace lustros. Debe ser que la batalla Ferraz-Ferranz no da para mucho más. En cuanto empiece el furbol ya tenemos tema de conversación.